EL CONTRATO FUNDACIONAL QUE DIO ORIGEN A LA FOTOGRAFÍA

 

 

Pocos hallazgos han influido tan profundamente en la evolución de la sociedad y de la ciencia como la invención de la fotografía. En 1829 se asociaron dos franceses para obtener un modo permanente de registrar imágenes tomadas con una cámara oscura, lo que llevaría años después a la invención del daguerrotipo. Esos investigadores, Joseph Nicéphore Niépce (1765-1833) y Louis Jacques Mandé Daguerre (1787-1851), trabajaron mancomunadamente hasta el fallecimiento del primero de ellos. Daguerre prosiguió y el 19 de agosto de 1839, el científico francés François Arago presentó la invención del daguerrotipo ante las Academias de Ciencias y de Bellas Artes de París. Por los azares de los bienes personales, los archivos documentales de los respectivos investigadores salieron de Francia. Esta nota trata del destino de uno de ambos juegos de documentos.

 

Los papeles de Niépce fueron a dar a Rusia, donde un académico de la URSS publicó en 1949 los textos del archivo y su traducción al ruso. El otro juego de documentos fue comprado por un científico y bibliófilo argentino, el doctor Pedro N. Arata (1849-1922), quien en 1892 hizo publicar, con la colaboración del Museo de La Plata, facsímiles de cartas y contratos suscriptos entre Niépce y Daguerre. Los originales formaban parte de su colección de libros (unos 65.000 volúmenes), que 25 años después de su muerte se dispersó en tres grandes bloques. Dos de ellos fueron donados por la familia Arata a instituciones argentinas, y el conjunto restante quedó en poder de uno de sus hijos, a cuyo fallecimiento se vendió.

 

Por décadas se desconoció el destino sufrido por los documentos. Ahora, las extensas investigaciones de Roberto A. Ferrari, historiador de la ciencia, con la colaboración del Dr. Diego Medan, de la Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires, han permitido sacar los mismos a la luz. Los manuscritos se encontraban en la porción de la biblioteca recibida en donación en 1946 por la entonces Facultad de Agronomía y Veterinaria de la Universidad de Buenos Aires, hoy bajo custodia en la Biblioteca Arata de la Facultad de Agronomía. Se trata de dos cartas de Niépce a Daguerre (ambas de 1827), y los tres contratos firmados en torno al tema: el contrato provisorio entre Niépce y Daguerre (1829); una extensión (1835) y una confirmación (1837), ambas por parte del heredero, Isidoro Niépce, hijo del socio original. Los investigadores preparan una publicación que detallará la historia de los documentos e incluirá su transcripción.

 

En breve se dispondrá de mayor información en el siguiente sitio web:

www.fotohistoria.net